ALCACHOFAS AL HORNO

alcachofas-al-horno

Las alcachofas son verduras muy propias de la temporada de otoño y de invierno, las cuales pueden cocinarse de distintas maneras; ellas pueden hacerse al horno, hervidas, gratinadas, con alguna crema o incluso combinándose con otras verduras.

Así mismo, las alcachofas cuentan con distintas propiedades beneficiosas para el funcionamiento del organismo, por lo que se recomienda siempre ingerirlas. Estas alcachofas pueden prepararse de forma sencilla y rápida para toda una familia.

Propiedades de las alcachofas

También conocida como alcaucil, la alcachofa es una planta que puede alcanzar una altura de hasta 2 metros de altura y la cual es conocida de distintas formas de acuerdo sea el idioma que se hable.

Esta planta hace parte de la familia de plantas compuestas y se puede decir que son cosechadas durante la primavera y con hojas que se pueden cosechar durante toda su producción, las alcachofas deben resguardarse de la luz y del polvo.

En cuanto a sus propiedades, podemos destacar que esta planta cinarina,  inulina y flavonoides las cuales le permiten tener propiedades diuréticas, tener fibra en su composición y glucosa, respectivamente.

Las alcachofas también cuentan con distintos ácidos como el ferúlico, cafeico, entre otros; también son ricas en vitaminas del complejo B y en minerales como el hierro, el fósforo, el magnesio y el potasio.

Por otra parte, también es una planta muy empleada por sus propiedades medicinales por su capacidad de depuración y por ser una planta protectora del hígado. Así mismo, por sus propiedades, es una planta que permite la regeneración del organismo.

Finalmente, es una planta, considerada verdura, la cual es ideal para distintas enfermedades hepáticas, para perder peso, para tratar la obesidad y ara la diabetes. De igual forma puede ingerirse en distintos complementos.

¿Cómo preparar alcachofas al horno?

Las alcachofas son verduras que pueden ser ingeridas de distintas formas para que el organismo pueda aprovechar todas las propiedades que ellas brindan. Entre las formas más populares de prepararlas, podemos destacar al horno.

Para esta receta se necesitarán pocos ingredientes, los cuales además son fáciles de adquirir, y la cual se prepara rápidamente para un almuerzo en familia. Una vez que se prueben las alcachofas al horno, se comerán siempre.

En cuanto a los ingredientes a utilizar, se necesitarán 12 alcachofas (el número variará de acuerdo a los gustos de cada persona), 1 limón, aceite de oliva extra virgen y una pizca de sal.

Una vez obtenidos los ingredientes lo que se realizará a continuación será muy sencillo. Primero se deben lavar muy bien las alcachofas y cortar su tallo, también debe eliminarse la parte superior de ellas y abrirlas ligeramente.

Luego, se deben colocar en orden en una bandeja para horno y esparcir sobre ellas la sal, el jugo de limón y el aceite de oliva extra virgen. Una vez hecho, se deben meter al horno con temperatura de 180° y esperar 40 minutos.

Consejos para preparar alcachofas

La receta anterior es bastante sencilla y muy rápida de preparar, pues una vez pasados los 40 minutos en el horno, las alcachofas están listas para ser ingeridas. Sin embargo, aunque parezca sencillo, se debe tener en cuenta lo siguiente:

En primer lugar, cuando se vayan a picar las alcachofas, se debe comprobar que estas peses, sean gruesas y que sean firmes. También se debe procurar que todas tengan el mismo tamaño para que se cocinen por igual en el horno.

En tercer lugar, a los ingredientes mencionados, se le puede agregar una pizca de pimienta negro, solo si las personas que las vayan a ingerir son amantes de este ingrediente, así mismo, al ingerirlas es importante siempre comer la parte más tiernas de las mismas.

Otra receta de alcachofas

Las alcachofas al horno son una forma muy popular de preparar estas plantas, sin embargo, ellas también pueden ser ingeridas de forma cocida, en torta de jamón, acompañadas con papas, entre otras.

A continuación compartiremos una segunda receta para ingerir alcachofas y aprovechar todas las propiedades que ellas brindan al organismo, pero esta vez, serán alcachofas cocidas.

Para la receta, también se necesitarán muy pocos ingredientes que todos tenemos en el hogar; estos ingredientes son las alcachofas (la cantidad que desees), agua, sal y un manojo pequeño de perejil.

Para preparar esta receta lo que se debe hacer será muy sencillo: se debe llenar un bowl con agua y colocar el manojo de perejil en ella. Aparte, se deberá ir pelando las alcachofas antes de agregarlas al agua.

A las alcachofas hay que retirarles sus hojas externas hasta llegar a las hojas tiernas de la planta, las cuales son aquellas que tienen un color más fino, casi blanco. Luego de hacer esto, se deberá retirar la puntas de las hojas y pelar el tallo.

Conforme se van pelando las alcachofas, deben agregarse en el bowl con agua, sal y perejil y colocarse a hervir. La olla en la que se colocará a calentar debe estar tapada para evitar que se oxiden y ellas estarán listas cuando hayan pasado 20 minutos.

Una vez apagada el agua, las alcachofas deben dejar un rato reposando en el agua donde se cocinaron para que agarren más sabor. Pasados unos minutos, podemos proceder a servirlas y comerlas en familia.

Beneficios de las alcachofas

  1. Para el hígado

Como se mencionó anteriormente, las alcachofas son beneficiosas para el hígado ya que lo protegen y ayudan a su recuperación luego de padecer alguna enfermedad hepática gracias a que contiene grandes cantidades de cinarina.

Las alcachofas también son de gran ayuda a la función biliar del organismo así como ayuda a la digestión, aliviando la indigestión, los dolores al tener piedras en las vesículas y a los gases.

  • Para el colesterol

Funciona como un tónico hepático que ayuda a reducir las grasas que se convierten en colesterol debido a que el hígado es el encargado de metabolizar todas las grasas. Por otra parte, también es de ayuda para tratar la sangre en el colesterol y la hipertensión.

  • Ayuda a bajar grasas

Gracias a la cantidad de fibra natural que posee, las alcachofas son ideales para las dietas destinadas a perder peso y sus efectos se ven acompañados de las otras propiedades coleréticos que poseen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *