CHILE

chile fruteriadecastellon
chile verdura jalapeños

Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /homepages/31/d252446572/htdocs/clickandbuilds/CMS0/wp-content/themes/twentysixteen/template-parts/API5-Amazon/listados-amazon.php on line 130

Contenidos de Frutas y Verduras de la página

Chile

Según el criterio de los aficionados a la buena comida, a esta la definen tres características: olor, color y sabor; elementos esenciales con la propiedad de despertar los sentidos para realzar el disfrute pleno de la ingesta.

Existe un ingrediente capaz de aportar en un solo paquete estos elementos y elevar el acto de comer a una categoría que envidiaban los mismos dioses, tal como durante siglos lo evidenciaron los pueblos precolombinos.

Se trata del chile, que a Europa llega a finales del siglo XV, cuando Colón, buscando una ruta a las Indias Orientales, se topa con un continente para él desconocido, donde desde hacía más de seis milenios se cultivaba esta planta.

El chile, ¿fruta o verdura?

Es una pregunta que quizás nunca se hicieron los pueblos que habitaron el continente casualmente hallado por el navegante genovés. Probablemente solo se dieron al cultivo y consumo del chile, sin hacer exclusión en este sentido.

Gastronómicamente, de acuerdo con el uso que se le ha dado durante siglos, el chile constituye una verdura que hoy día enriquece las artes culinarias en la casi totalidad del planeta.

En cualquier lugar donde podamos encontrar un chile, tendremos presente el hecho de que históricamente proviene de América, extendido a raíz del intercambio comercial de este continente con el mundo luego de la conquista.

chiles picantes rojos y anaranjados

La especie de chile más común es la Capsicum annuum, proveniente de un área geográfica que se extiende desde el sur de Estados Unidos a territorios de México y Guatemala.

Que haya sido México uno de los primeros territorios conquistados por los españoles explica el que las variedades de C. annuum de Mesoamérica se hayan extendido por el mundo más que las sudamericanas.

Los conquistadores llevaron consigo a España chiles del género C. annuum, obviando el resto de las especies que se encontraban diseminadas a lo largo y ancho de Suramérica.

El criterio botánico incluirá al chile en la clase destinada a las frutas. La explicación es sencilla: si el fruto posee semillas y la planta puede reproducirse a partir de ellas, no caben dudas, es una fruta.

Importancia y trascendencia del chile

Las cualidades del chile lo hacen indispensable en muchas preparaciones: es un fruto sabroso y estimulante. En la cocina, se comporta como un excelente sazonador, tornando suculento cualquier plato insípido.

Es un alimento nutritivo, cargado de muchas vitaminas. Además, tiene la facultad de activar ciertos segmentos del cerebro que de alguna manera están relacionados con la felicidad y el placer.

El papel que juega el chile en la gastronomía internacional ha permitido transformarlo en parte notable de muchas culturas, siendo amplia la variedad de platos que en diversos países lo incorporan como ingrediente irremplazable.

En su evolución, ciertas plantas como el C. annuum desarrollaron a manera de mecanismo de defensa un grado de picor como protección ante la depredación de los mamíferos; esta misma característica las hizo atractivas al ser humano.

Se cree que la domesticación del C. annuum la inician las culturas prehispánicas con variedades picantes de esta planta, logrando transformarse en uno de los tributos más exigidos entre los pueblos del nuevo mundo.

Además de utilizarlo como alimento, los indígenas precolombinos supieron arrancarle al chile otros usos bastante distanciados del papel nutriente que tiene este fruto.

Por ejemplo, se sabe que usaban pedagógicamente el humo de chile para corregir comportamientos impropios en los niños. Militarmente, el humo de frutos secos era empleado contra los enemigos, a manera de arma química.

Fue utilizado también para la cura de diversas dolencias; como moneda en operaciones comerciales y como impuesto señalado por los vencedores a las tribus sometidas en enfrentamientos bélicos.

Propiedades del chile

La versatilidad del chile es innegable; además de ser un maravilloso condimento, hay que sumar a sus cualidades el valor nutritivo que este fruto posee.

Vasto y variado ha sido el camino transitado por el C. annuum: usado por los pueblos precolombinos como moneda, símbolo ritual, tributo y medio de corrección pedagógica, se ha abierto espacios en la industria moderna.

Entre las excelentes propiedades del chile, se pueden mencionar:

  • En la vida de aztecas y mayas, el chile era el centro de numerosas preparaciones y lo consumían en muchas formas. Los conquistadores evidenciaron que lo comían con atole de maíz para la cura resfriados y alivio de la depresión.
  • El vigor del cuerpo de mayas y aztecas era potenciado al consumir esta fortificante mezcla de chile y maíz; además, el chile es el vegetal que concentra la mayor cantidad de ácido ascórbico.
  • Si consumir naranja y limón aporta vitamina C, comer chile fresco provee al organismo el doble de la cantidad que nos pueden dar aquellos cítricos, superando 6 a 1 el contenido de esta vitamina en la toronja.
  • Se queda corta por mucho la cantidad de vitamina A aportada por la zanahoria ante la que podemos obtener del chile seco.
  • Cantidades significativas de vitaminas B y E, a las que se suman algunos minerales, pueden ser sustraídas de esta fruta convertida en verdura.
  • La digestión de los alimentos se beneficia de las propiedades del chile: el flujo de saliva y jugos gástricos se ve estimulado por sus componentes, lo que suscita la fácil absorción de proteínas contenidas en el frijol y el maíz.

Las características pungentes o picantes y pigmentantes del chile le han permitido ocupar espacios en diferentes industrias:

  • La industria productora de alimentos usa el pigmento natural del chile para colorear gelatinas, concentrados de animales, frutas y hortalizas, cereales, quesos madurados y derivados cárnicos. 
  • Productos de la industria cosmética, como polvos para la cara y lápices labiales, reciben colorantes derivados del chile. 
  • La capsaicina extraída del cuerpo y las venas del chile es utilizada en la agricultura y en la ganadería menor como repelente contra mamíferos depredadores.
  • El sabor de algunas mezclas de tabaco se mejora con la adición de la capsaicina. En tanto, la industria farmacéutica la usa para producir estimulantes. 
  • La seguridad personal se afianza con aerosoles defensivos elaborados con capsaicina natural obtenida del chile.

En resumen, son innumerables las propiedades y los usos del chile, lo que convierte a este vegetal en un recurso invalorable para la salud de nuestro cuerpo y para la industria de diversos géneros.